sábado, julio 2, 2022
InicioNACIONALESCiudadanos denuncian cobros extras para obtener información de sus familiares fallecidos

Ciudadanos denuncian cobros extras para obtener información de sus familiares fallecidos

- Advertisement -

En el hospital del Guasmo Sur, en Guayaquil, los “gestores”  cobrarían entre 10 y 100 dólares por dar algún dato.

Punto Noticias.- Varios ciudadanos denuncian cobros excesivos para poder enterrar a sus familiares en Guayaquil, pese a que han pagado con anterioridad los servicios exequiales.

Al ser la provincia del Guayas la que más casos de COVID-19 reporta, la demanda de féretros ha aumentado. Esto no solo que ha generado escasez, sino que los pocos ataúdes que se encuentran son vendidos hasta en 1.500 dólares.

Para enfrentar esta situación, la empresa privada donó mil ataúdes de cartón para que sean entregados gratuitamente en los cementerios. Pero tener un ataúd no significa que el cuerpo será enterrado ese momento, pues deberá esperar un turno.

Algunos de los usuarios aseguran que pese a tener pagado en su totalidad una tumba, les están cobrando por abrir los espacios y poner las lápidas.

Carla Cobos está consciente de que dar dinero a cambio de información sobre el cadáver de su madre, Cleotilde Montero, es una atrocidad, pero ante la situación ella está dispuesta a hacerlo.

El cuerpo de Cleotilde está extraviado desde el 27 de marzo. Ese día falleció en el hospital de Infectología José Daniel Rodríguez Maridueña, aunque su informe del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC) indica que murió el 28. Ahí empezó su calvario. Le dijeron que los restos serían trasladados a la Policía Judicial o al hospital del Guasmo Sur.

Según denuncias de los deudos se pretendería cobrarles un monto para darles información de los muertos que se apilan en la morgue de ese lugar.

Al hermano de Carla, quien ha implorado para que le devuelvan a su mamá, le dijeron que hay personas que reciben plata para dar alguna pista de los cuerpos. Los llamados «gestores» pedirían de 10 a 100 dólares.

Algo similar le sucede a Mariela (nombre protegido) que está en busca de un pariente, pero ella admite haber pagado 40 dólares a una de esas personas para recibir información.

Para Michael Murillo Álvarez esta situación es un “calvario”, al no poder encontrar el cadáver de su hermano.

Su hermano Juan José fue ingresado al hospital del Guasmo Sur el 24 de marzo. Michael recuerda que solo les pidieron sus datos porque les aseguraron que los llamarían, pero nunca recibieron una comunicación.

Billy Navarrete, secretario ejecutivo del Comité Permanente de Defensa de Derechos Humanos de Guayaquil (CDH), confirma que hay deudos que le pagan a personal de la entidad para que busque los restos de sus parientes y advierte que la desaparición forzada es considerada un crimen de lesa humanidad.

Fuente: Ecuavisa, Expreso, redes sociales

ARTÍCULOS RELACIONADOS

ÚLTIMAS NOTICIAS

DEPORTES