domingo, abril 11, 2021
domingo, abril 11, 2021
Inicio NACIONALES Tres funcionarios de Petroecuador estarían involucrados en presuntos sobornos relacionados con Gunvor,...

Tres funcionarios de Petroecuador estarían involucrados en presuntos sobornos relacionados con Gunvor, denuncia FBI en EE. UU.

- Advertisement -

Parte del crudo entregado como pago de deuda externa a las estatales asiáticas (Petrochina, Petrotailandia y Unipec Asia) terminó en manos de la intermediaria Gunvor.

Punto Noticias.- No se dan a conocer identidades, los citan como # 1, # 2 y # 3, es el formato del agente del FBI, el estadounidense James Kelley, hasta señala el periodo de sus funciones dentro de Petroecuador, sus cuentas bancarias y cómo habrían participado en un supuesto esquema de sobornos de cerca USD 22 millones. Nada en concreto y todo blindado en período electoral en Ecuador, tras de estas denuncias estarían Clever Jiménez y Fernando Villavicencio.

 

Señalan que esta denuncia habría servido de base para una investigación abierta en contra Raymond Kohut, el exejecutivo de Gunvor, donde señalan que el pasado martes habría aceptado su participación en el supuesto ilícito frente a un juez del estado de Nueva York.

El agente habría escrito unas quince páginas, describiendo la trama de sobornos por la que el crudo entregado por Petroecuador a otras empresas estatales asiáticas, como parte de los préstamos de deuda externa, llegó a manos de una de las mayores comercializadoras del mundo, Gunvor S.A., con sede en Ginebra. El detective asevera que serían USD 5.400 millones de préstamos garantizados con barriles de crudo.

Según Kelley que investigó el hecho con el apoyo de dos testigos que se han declarado culpables en Estados Unidos; del mismo Kohut, que grabó conversaciones telefónicas y reuniones con sus socios, además, múltiples documentos como contratos, correos y mensajes de WhatsApp, registros empresariales y bancarios. El agente de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), habría presentado su denuncia en agosto del año pasado, pero la misma se habría hecho pública tras la confesión de Kohut ante el juez.

Para el agente, el Funcionario de Petroecuador # 1 tuvo relación con la comercialización del petróleo y la administración de los contratos entre 2010 y 2017, los Funcionarios # 2 y # 3 desde 2017 hasta al menos agosto de 2020, que presentó su denuncia.

El relato de Kelley señala que en el esquema habrían participado dos ejecutivos de Gunvor de origen español y que manejaron las filiales de Gunvor en Singapur y en Bahamas. A ellos, se suman dos “consultores” ecuatorianos.  El Consultor # 1 lo cita como ciudadano de Ecuador, Estados Unidos y España. Y el segundo, pariente del primero, como ciudadano de Ecuador y España, y como un exagente de Gunvor. También, en un escrito posterior de la Fiscalía de EE. UU. se enumeró a dos petroleras estatales de gas y petróleo localizadas en Asia, no da nombres.

Así mismo, el detective del FBI señaló a los consultores ecuatorianos que crearon empresas con sede en Panamá y en Islas Vírgenes Británicas y que manejaban varias cuentas bancarias, incluso en Nueva York, con las que se pagaron las coimas a funcionarios ecuatorianos en Panamá, Suiza y Portugal, para asegurar que la intermediaria petrolera confirme su negocio con Petroecuador.

El dinero habría salido de una de las mayores petroleras mundiales, Gunvor, que Kelley citó como “Compañía Comercializadora” que ya fue reconocida por el Grupo Gunvor, que estaría cooperando con la justicia de Estados Unidos. El agente señala que el dinero de Gunvor usado para pagar coimas era de una filial en Singapur, enviando giros a las cuentas de los dos consultores en Suiza, Panamá e Islas Caimán, justificando supuestos contratos de consultoría; ese supuesto dinero era repartido a los tres funcionarios de Petroecuador.

“En total, desde aproximadamente y durante 2012 y 2019, el Consultor # 1 y el Consultor # 2 motivaron sobornos para ser ofrecidos y pagados a nombre de la Compañía Comercializadora por un total de al menos USD 22 millones a funcionarios ecuatorianos y otros”, incluyendo los tres funcionarios de Petroecuador, resumió Kelley en su escrito. La supuesta confesión de Kohut no se ha subido al sistema judicial estadounidense.

Los supuestos esquemas

En este recuento que llaman “esquemas de sobornos y lavado de dinero”, el detective ha relatado que desde 2009 hasta la actualidad, Petroecuador habría negociado varios contratos con empresas estatales para entregas de crudo que garantizaban préstamos de deuda externa contraídos por el Gobierno, las llamadas “preventas petroleras”. Así aseguró la entrega de crudo, Ecuador, en promedio, se habría pagado un 8 % de tasa de interés a los bancos, en su mayoría chinos, según el diario El Universo en diciembre de 2017.

Gunvor “ayudó a asegurar el financiamiento de aproximadamente USD 5.400 millones en préstamos garantizados con crudo de las entidades estatales a Petroecuador de acuerdo con los contratos”, acotó.

Según el agente Kelley, entre 2012 y 2019, Gunvor habría depositado más de USD 70 millones en las cuentas bancarias de los “consultores” que aparentemente promovieron el esquema de sobornos, de los cuales USD 22 millones se enviaron a cuentas de funcionarios ecuatorianos y otros, incluyendo a los tres de Petroecuador.

Explicó que desde el año 2012, Raymond Kohut y los Consultores acordarían que el Consultor # 1 pagaría los sobornos a los funcionarios ecuatorianos, entre otros, para asegurar que Gunvor y otros obtendrían los negocios con Petroecuador. A partir de entonces, Gunvor celebró acuerdos con las empresas estatales para vender los productos entregados por Petroecuador y los funcionarios sabían de este acuerdo, dijo el agente del FBI.

Además, para supuestamente promover el esquema y blanquear el dinero, los consultores firmaron contratos de consultorías con la filial de Singapur de Gunvor, que acordó pagarles una comisión por cada barril entregado. Según los acuerdos se emitían facturas que las filiales de Singapur y Bahamas pagaron a los consultores, en cuentas bancarias en Nueva York. Luego se enviaron giros a Islas Caimán. También, los consultores pagaban los sobornos a los funcionarios. Kelley habría citado algunos ejemplos en su denuncia que datan de 2017 y julio de 2019.

En 2015, los consultores y Kohut decidieron que el canadiense también debería recibir parte de las coimas y le transfirieron USD 2,4 millones a las cuentas del ejecutivo de Gunvor. Ellos se comunicaban con sus correos personales y usaban códigos para referirse a los funcionarios.

El funcionario del FBI, afirma que a partir de 2019, con la excusa de que debían ponerse de acuerdo con los empleados del Departamento de Cumplimiento de Gunvor, Raymond Kohut arregló llamadas telefónicas y reuniones con los Consultores y las grabó.

Kelley habla de estos diálogos desarrollados en español. En una presunta conversación telefónica, realizada el 6 de febrero del año pasado, Kohut le señala al Consultor # 1 que no debe “contar la verdad sobre los pagos” realizados a los funcionarios de Petroecuador, a los del Departamento de Cumplimiento de Gunvor. Y el Consultor le recuerda que uno de los jefes de Kohut conoce la identidad de uno de los sobornados.

El escrito señala un segundo encuentro, que se dio en un restaurante en Coral Gables (Miami), el 18 de febrero y Kohut se reunió con ambos consultores. En la conversación –según la denuncia de Kelley- se referieron al jefe de Kohut y si sabía o no sobre el pago de coimas. El Consultor # 1 señaló “¡No me digas que no sabe lo que hacemos aquí en… O sea… a quién pagamos!”. En la misma conversación, Kohut indicó que otro ejecutivo de Gunvor también “sabe todo” sobre los sobornos a pesar de que él nunca había tratado el tema con su colega.

Otra reunión, no grabada, se dio en la casa del Consultor # 1 en Miami nuevamente entre los tres hombres y el Funcionario # 1, para conversar sobre los contratos.

La orden de detención contra Kohut, de origen canadiense, se dio el 21 de septiembre del año pasado. Poco después de su confesión del 6 de abril pasado, el juez emitió también una orden de embargo por USD 2,2 millones. Al momento corre el plazo de un mes para que cancele USD 1 millón. De 68 años, Kohut había trabajado como agente y contratista independiente para una filial de Gunvor.

El director de relaciones públicas de Gunvor, Seth Pietras, aseguró a este Diario que Kohut ya no trabaja para la empresa y que el Grupo está colaborando con la justicia de Estados Unidos. En la web de Gunvor hay una sección en español sobre las normas del Departamento de Cumplimiento (https://compliance.gunvorgroup.com/?lang=es).

En 2016, Pietras dijo a El Universo que Gunvor “desde inicios del 2010 no ha realizado transacciones con Petrochina relacionadas con crudo ecuatoriano” y que “no ha tenido ningún negocio con el señor (Enrique) Cadena”. Sus respuestas se incluyeron en el reportaje sobre las primeras negociaciones de crudo de Petroecuador con Petrochina Internacional, el primer préstamo de mil millones de dólares cancelado con crudo, y el supuesto pago de USD 1 de comisión por barril a intermediarios ecuatorianos, ya que el producto en realidad iba a Castor Petroleum, del Grupo Gunvor.

En la investigación, que formó parte de la serie Papeles de Panamá (que ya cumplió cinco años), se reveló el mecanismo utilizado y que era parte de los archivos del estudio Mossack Fonseca. Naparina Corp., de Cadena, había firmado un contrato de consultoría con Castor y facturaba a Waterway Petroleum LLC, con sede en Bahamas, a nombre de la compañía Eston Trading, en la que también participaba Jaime Baquerizo Escobar. El dinero se depositaba en Panamá y desde ahí se enviaban giros hacia Nueva York. Sin embargo, el banco panameño habría cerrado la cuenta por considerar que los depósitos no correspondían a la actividad declarada por la compañía.

Esta es una investigación de las supuestas denuncias del entonces asambleísta Cléver Jiménez (ahora prefecto de Zamora Chinchipe) y de Fernando Villavicencio (ahora asambleísta electo), sobre la intermediación petrolera. La Fiscalía de Ecuador abrió una investigación, pero aún no supera la etapa de indagación previa.

Según un informe realizado por la Contraloría General del Estado, entre 2012 y 2017, Petroecuador realizó 18 negociaciones financieras por USD 7.060 millones, llamadas preventas petroleras, con empresas como Unipec, Petrochina y Petrotailandia. Estos contratos hicieron que durante algunos años Petroecuador no pudiera realizar ventas de subasta abiertas (spot), pues casi todos los lotes de crudo se destinaban a pagar estos préstamos de deuda externa.

Fuente: El Universo

ARTÍCULOS RELACIONADOS

ÚLTIMAS NOTICIAS

DEPORTES