No es necesario cremar fallecidos por COVID-19, confirma Jorge Wated

No se realizará una fosa común, aclaró

Punto Noticias. Jorge Wated, presidente del directorio de BanEcuador y quien está encargado de los entierros en Guayas, confirmó que no es necesaria la cremación de los fallecidos por COVID-19, de acuerdo a las últimas indicaciones del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional y el Ministerio de Salud.

 

Hace unas semanas, la disposición era la obligatoriedad de la cremación de los cuerpos de las personas que fallecen por esta pandemia. Ahora, los cuerpos tendrán un entierro unipersonal en un camposanto y no en una fosa común en Guayas, provincia con el mayor número de contagiados y fallecidos, como se había anunciado anteriormente.

Wated fue designado por el Presidente Lenín Moreno para que coordine el entierro de todas las personas fallecidas por coronavirus, por sospecha de portar el virus y por cualquier otra circunstancia, durante la emergencia en Guayas.

Explicó que la cremación ya no es necesaria, de acuerdo a las últimas disposiciones del COE nacional y las autoridades de salud.

Los entierros se realizan en un camposanto en La Aurora y que se está haciendo otro camposanto, con ayuda del sector privado.

Wated pidió a las personas que están avisando sobre las muertes en casas que llamen al 911 para recibir ayuda, pero que comprendan que habrá horarios en que el servicio estará saturado.

Los camposantos, desde este 31 de marzo, tendrán que trabajar hasta las 17h00; mientras que las funerarias no necesitarán el salvoconducto para sus labores.

En esta provincia hay varias denuncias de familiares que tienen los cuerpos de los fallecidos en sus domicilios, en algunos casos, por más de 12 horas.