Más de 120 mipymes reclaman al Gobierno el pago por servicios al Estado

Fernanda Romano, de la Asociación de Proveedores del Estado

Su representante protesta porque no han podido ni siquiera acceder a una audiencia para exponer su situación.

Punto Noticias. A más de 120 micro, pequeñas y medianas empresas, proveedoras del Estado, el gobierno de Lenín Moreno les adeuda seis millones de dólares, sin que se digne dar una respuesta sobre la fecha en la que cancelará los haberes, reclama Fernanda Romano, integrante de la Asociación de Proveedores del Estado.

Criticó que el mandatario ha mantenido dos reuniones con los representantes de otras empresas proveedoras del Estado, pero que a las que pertenecen a esta asociación no les han invitado, a pesar de que han solicitado audiencia.

“Nos deja mucho que pensar, porque el presidente dice que ha pagado millones de dólares a esas empresas, pero a nosotros nos deben más de seis millones de dólares, de todos los negocios que mantenemos con el Estado, en salud, educación, construcción, servicios”, señaló.

Denuncio que le parece algo grave que el Ministerio de Finanzas, que trabajaba con el sistema eSIGEF, para generar los CUR (comprobante único de registro) de pagos a los proveedores, lo haya cambiado este año, lo que provocó que ya no hagan válidos los comprobantes de pagos rezagados de los años anteriores, inclusive desde 2016.

Romano indicó que tampoco están generando nuevos certificados, porque los funcionarios de las instituciones a las que brindan los productos y servicios argumentan que tienen que recibir la capacitación, para el manejo del nuevo sistema, y generar el nuevo CUR, pero que no saben cuándo.

Le preocupa qué pasará con este grupo de empresas, con el cambio de gobierno, cuyo presidente será electo en los comicios de febrero, sobre todo porque no es real la información que entregan las autoridades de este régimen, que dicen que ya se están pagando, cuando no es cierto.

Contó las dificultades que atraviesan por la falta de recursos, debido al incumplimiento del gobierno, que no han podido superar, porque no han obtenido préstamos ni en el Banco del Pacífico, por lo que han tenido que recurrir al chulco, inclusive.