Más de 10 mil jubilados fallecieron entre marzo y junio de este año

Foto: Vistazo

En esos cuatro meses, el IESS habría dejado de pagar USD 5,3 millones en pensiones jubilares. 

Punto Noticias.- El Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) informó que 10 682 jubilados del total nacional de 533 109, fallecieron entre marzo y junio, justo en los meses más críticos de la pandemia.

La cifra representa al 2% de ese segmento de la población considerado de atención prioritaria y en el que están adultos mayores y personas con discapacidad.

Don Marco y don Enrique no se conocían, pero eran jubilados. Ambos fallecieron en Guayaquil el 25 y 26 de marzo, respectivamente. La posible causa de muerte fue sospecha de coronavirus.

Sus familiares no solo comparten el dolor por la pérdida de sus seres queridos, sino las dificultades que tienen ahora para acceder a las prestaciones que el Seguro Social está obligado a proporcionar a los deudos de los jubilados.

La Ley de Seguridad Social señala que las viudas y los hijos menores de edad o personas con discapacidad tienen derecho a recibir el montepío. Si solo quedan las primeras, es el 40 % de la pensión; si están también los otros, es el 60 %.

La mayor cantidad de fallecimientos se registró en Guayas, con 5 531. Le siguen Pichincha, con 1 926; Manabí, 801; El Oro, 342; y Azuay, 292.

El reporte del Seguro Social señala que durante esos cuatro meses la entidad dejó de pagar USD 5,3 millones en pensiones jubilares.

En junio pasado, el IESS pagó el montepío a 125 346 pensionistas por un monto de USD 36,6 millones. Pero en marzo, los desembolsos alcanzaban a 126 857 pensionistas por un total de USD 48,7 millones. Es decir, hubo una reducción en ambos indicadores.

Para Marco Morales, quien fue director del IESS, estas cifras le generan dudas, pues afirma que si murieron 10 682 jubilados, las estadísticas sobre pensionistas (sus viudas o sus hijos) debieron incrementarse y no disminuir.

Trascendió que el IESS ha otorgado, entre marzo y mayo pasados, 4 488 prestaciones de servicios exequiales por un monto de USD 5,9 millones. Igualmente, la mayor cantidad está en Guayas con 1 718 prestaciones, equivalentes a USD 2,3 millones.

Manuel Muñoz, presidente de la Confederación de Jubilados y Pensionistas de Montepío del Ecuador, indicó que su gremio ha recibido varias denuncias en contra de funerarias que han realizado supuestos negociados por cobrar servicios que ni siquiera han otorgado.

Confirmó que algunos trámites en el Seguro Social están demorados porque deben completarse presencialmente y no todas las dependencias del país, en especial las ubicadas en Pichincha, están atendiendo.

Añadió que ese dinero que se ha dejado de pagar en pensiones jubilares debería usarse para financiar los montepíos de las viudas e hijos de los fallecidos.

Fuente: El Universo, redes sociales