La decisión de mantener a la prefecta Pabón en el cargo está respaldada por las medidas cautelares de la CIDH

Es el criterio del abogado Christian Pino, experto en temas legales relacionados con los gobiernos autónomos descentralizados.

Punto Noticias. Christian Pino, jurista experto en temas de gobiernos autónomos, destacó que la resolución aprobada por el Pleno del Consejo Provincial de Pichincha, con el fin de mantener en el cargo a la prefecta Paola Pabón, está respaldada en las medidas cautelares otorgadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), a favor de la funcionaria.

Pino explicó que la CIDH actúa para hacer respetar los derechos humanos consagrados en la Convención Americana de Derechos Humanos y determinar la responsabilidad de los estados que vulneren esos derechos.

Según el abogado, en el caso de la prefecta Pabón, la CIDH considera que, a más del derecho a la vida y a su integridad física, están en riesgo sus derechos políticos, por lo que le pide al Estado ecuatoriano que los garantice, a través de los mecanismos que considere más convenientes.

El Consejo provincial en su sesión de este viernes 13 de diciembre, avocó conocimiento de las medidas cautelares y entendió que la mejor manera de garantizar los derechos políticos de la prefecta Pabón es ratificar la subrogación de la Prefectura en el viceprefecto Alexandro Tonello, hasta cuando la titular retorne a ocupar el cargo, en opinión del experto.

A criterio del abogado Pino, la única razón para que Paola Pabón pierda su cargo de prefecta sería que se dicte en su contra una sentencia condenatoria definitiva, en materia penal. Si no se produce este evento, Pabón no podría ser destituida de su cargo.