Hermano de Juan Pablo Bolaños fallecido el 30-S cuestiona que autoridades ahora quieran cambiar los hechos

Caja de Pandora

Yo estuve ahí y sé lo que pasó, quieren cambiar lo que se vivió aquel día y es muy doloroso, agregó.

Mateo Bolaños, hermano de Juan Pablo Bolaños estudiante de la Universidad Central fallecido el 30 de septiembre de 2010, cuestionó que las actuales autoridades quieran cambiar lo ocurrido en la revuelta policial.

“Ahora quieren cambiar las cosas y después vendrá otro Gobierno y lo volverán a cambiar pero yo estuve ahí y sé lo que pasó, quieren cambiar lo que se vivió y eso es muy doloroso, es como si me dijeran que yo me imaginé”.

Lamentó que en la nueva investigación que se impulsa sobre este caso, él no haya sido llamado ni ningún otro ciudadano como Miguel León que estuvo presente el 30-S y en su lugar solo tome en cuenta los testimonios de policías y militares. “Nos han dejado abandonados”.

A criterio de Bolaños la justicia sí es selectiva puesto que hablan de la muerte de los uniformados pero no de su hermano que salió aquel día para recuperar la democracia que estaba en peligro, dijo.

Recordó que el 30-S decidió salir con su hermano: “Vimos las noticias y fuimos al rescate del expresidente (Rafael Correa), en el camino tuvimos encontrones con la Policía, se veía mucha gente que caía, pese a ello seguimos”.

“A las 17:30 nos separamos porque estaba demasiado peligroso y sus últimas palabras fueron que él quería luchar por la democracia que no estaba de acuerdo con lo que pasaba en el país, más tarde recibí una llamada de que Juan Pablo estaba herido, fuimos al hospital y lo encontramos muerto, ahí perdí a mi madre, ahí cambio el rumbo de mi vida”.

Detalló que según testimonios, Juan Pablo se encontraba agachado debajo del puente del Hospital Metropolitano y un francotirador lo apunto en la cabeza desde la occidental, recibiendo un disparo en la nuca y  también en el muslo.

“Hasta donde supe, por este caso, sí detuvieron a un policía, pero también me enteré que había salido en libertad porque cumplió la pena, ahora dicen que creen que no era él. Entonces si no fue él, quién fue, no se ha hecho un seguimiento ni se nos ha comunicado nada”.