Expresidentes y organismos internacionales instan a Ecuador a garantizar la participación de todas las opciones políticas

Recuerdan que el bloqueo a una candidatura constituye una amenaza al Estado de derecho y a la transparencia misma del proceso electoral.

Expresidentes de la región y líderes de organismos internacionales han expresado su preocupación por los constantes bloqueos que ha recibido el binomio de UNES integrado por Andrés Arauz y Carlos Rabascall, lo cual, han destacado, pone en peligro a la democracia del Ecuador.

Entre los firmantes están exmandatarios com Lula da Silva (Brasil), Fernando Lugo (Paraguay), José Mujica (Uruguay), Evo Morales (Bolivia), Tabaré Vásquez (Uruguay), Álvaro Colom (Guatemala); además excancilleres como  Jorge Taina (Argentina), Celso Amorín (Brasil), Rodolfo Nin Novoa (Uruguay), Jorge Lara Castro (Paraguay), Diego Pary (Bolivia); el exsecretario General de la OEA, Miguel Insulza; Oscar Laborde presidente de Parlasur; Eduardo Valdés, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la HCDN de Argentina; Juan Pablo Letelier, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado de Chile; Daniel Caggiani, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados de Uruguay y; Alberto Grillon Senador de Paraguay.

“A pocas semanas de la elección no es saludable, para una democracia que no estén claramente definidas las opciones presidenciales para que la ciudadanía cuente con el tiempo necesario para tomar tan trascendental decisión”.

Resaltan que amparados en instrumentos internacionales de Derechos Humanos, instan a Ecuador a garantizar la participación de todas las opciones políticas en el marco establecido en las leyes del país, para así garantizar una democracia real.

Mientras que Laborde, titular de Parlasur, se dirige directamente a Arturo Cabrera presidente del Tribunal Contencioso Electoral (TCE), a quien le recuerda que el bloqueo constituye una amenaza al Estado de derecho y a la transparencia misma del proceso electoral, lo que, dijo, pone en riesgo no solo a la democracia del Ecuador sino de toda la región.

“Es por ello que reitero la necesidad de garantizar el respeto por las leyes, sin exclusiones ni persecuciones y que sean los ciudadanos quienes decidan el futuro de su país”.

Laborde resaltó que Parlasur, el Observatorio de la Democracia y otras entidades trabajaran juntos para respetar la voluntad de todo el pueblo ecuatoriano.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.