domingo, abril 11, 2021
domingo, abril 11, 2021
Inicio DESTACADOS El lawfare en Ecuador no ha servido, porque Rafael Correa cuenta con...

El lawfare en Ecuador no ha servido, porque Rafael Correa cuenta con 40 puntos de buena imagen pese a que no gobierna, según Celag

- Advertisement -

Si gana Andrés Arauz se mostrará que la ciudadanía está en otra sintonía distinta a la de los medios de comunicación y la derecha, agregó.

El director ejecutivo del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag), Alfredo Serrano, informó que según un estudio de esa entidad el expresidente de la República, Rafael Correa, cuenta con 40 puntos de simpatía de la gente pese a que no está en el Gobierno, muy por encima incluso del mandatario Sebastián Piñera en Chile que cuenta con 20 puntos.

“La gente tiene un recuerdo de lo que se ha hecho bien. La derecha creía, equivocadamente, que poniendo tantos juicios contra el correísmo iban a desaparecer la huella que dejaron, ese es el error de la derecha”.

Aunque resaltó que el lawfare hace daño porque tiene sometida y en la cárcel a quienes han trabajado en el progresismo; políticamente no ha logrado sus objetivos: “Ellos creían que el lawfare era tan poderoso que funcionaba como software que apagaba la simpatía, pero si gana Andrés Arauz se mostrará que la ciudadanía está en otra sintonía distinta a la de los medios de comunicación y la derecha”.

En ese contexto manifestó que Guillermo Lasso tiene una imagen muy por debajo de su techo electoral por lo que no sería sorprendente que en estos días se saquen otro AS bajo la manga, parecido al supuesto financiamiento del ELN o el nombramiento que tuvo Arauz en el Banco Central: “Porque están viendo sus encuestas y no logran seguir creciendo”.

Sin embargo indicó que aún queda el elector, al cual calificó de despistado, que no tiene filiación partidaria y es un votante de última hora: “Puede darse votos nulos, creo que todavía pasarán cosas en esta semana de encuesta y cierre de campaña”.

Serrano resaltó que el próximo 11 de abril se juega algo muy importante no solo para Ecuador sino para la región, pues significaría una consolidación de una segunda ola del progresismo: “En una época donde el neoliberalismo, en pleno siglo XXI, sería anómalo”.

Detalló que de ganar Arauz, a partir del  12 de abril tendrá que construir una fuerza política, pues pese a que nace del correísmo tiene que recalcular su GPS y tejer el nuevo progresismo; y la otra es que al interior del Gobierno deberá resolver los problemas en corto plazo: “Va a tener que tomar una serie de medidas económicas en tiempo record porque la ciudadanía no tendrá paciencia”.

Respecto al lado internacional, mencionó que el ahora candidato de UNES deberá resituarse porque el actual presidente de la República, Lenín Moreno, ha hecho una vuelta de mil grados: “Sin embargo, si gana Lasso habrá un gobierno débil, porque la gente no aguantará políticas neoliberales”.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

ÚLTIMAS NOTICIAS

DEPORTES