El aislamiento puede provocar estrés, ansiedad y sobrecarga emocional: Gissela Echeverría

No es que al entrar en casa se resolvieron los problemas conyugales, más bien la convivencia a tiempo completo hace que esto se potencie, hay que hacer una tregua mental, agregó.

Gissela Echeverría, Educomunicadora y Terapeuta Familiar, manifestó que el asilamiento provocado por la crisis sanitaria ha ocasionado estrés, ansiedad y sobrecarga emocional sobre la mayoría de familias, porque sus actividades se han visto trastocadas de un momento a otro.

“Hay una situación emocional abrumadora y esto se suma al que antes ya existía, quiero decir que de por sí vivían en estrés en ritmo acelerado y de pronto les pone en la quietud y en el encierro se estresa por no tener cuotas de adrenalina”.

Explicó que en estos días se han registrado denuncias al 911 porque la violencia intrafamiliar ha incrementado, pues los problemas conyugales con el aislamiento se han disparado, de ahí que instó hacer una tregua de mental y luego proponer un acuerdo de paz con los convivientes porque la coyuntura actual  va a durar algún tiempo.

“No es que al entrar en casa se resolvieron los problemas conyugales, más bien la convivencia a tiempo completo hace que esto se potencie, primero hay que hacer una tregua mental, ponerse de acuerdo con quien vives y decir que se tiene hacer un acuerdo de paz durante este tiempo”.

Manifestó además que para los padres de familia que combinan el teletrabajo con el cuidado de los niños, se vuelve un desafío la convivencia: “Si los tiempos de rutina después del trabajo se vuelven complicados, no se diga todo el tiempo”.

Con esa base instó a las familias a pensar que ese tiempo de convivencia sirva para conocer a los niños, planificar y mejorar las relaciones y si aún con acuerdos de paz la situación de violencia, estrés o ansiedad no cambia, es necesario buscar ayuda.