Banca violentó Ley Humanitaria, al incumplir refinanciación de deudas: invitados al programa Los Periodistas

Pablo Iturralde, director del Centro de Derechos Económicos y Sociales (CDES), Cecilia Bossano, defensora de ciudadanos afectados por la banca

El Banco de Guayaquil, de Guillermo Lasso, apenas refinanció el 3 % de los créditos.

Punto Noticias. En el marco de la crisis económica provocada por el virus de la pandemia, apenas el 7 % de las deudas que tienen los clientes con los bancos ha sido refinanciado; en el caso del Banco de Guayaquil, del candidato presidencial Guillermo Lasso, el 3 %, según cifras entregadas por la Superintendencia de Bancos.

Pablo Iturralde, director del Centro de Derechos Económicos y Sociales (CDES), comentó que a esta realidad se suma que las tasas de interés no bajaron, como en otros países, se incrementaron algunos servicios bancarios, aumentó el porcentaje de embargo de bienes por falta de pago por parte de los clientes.

Para Iturralde se entiende esta situación porque en el neoliberalismo, impuesto por el Gobierno de Lenín Moreno, se privilegia el desarrollo de ganancias financieras a costa del tejido productivo del país.

Critico que en la Asamblea Nacional, en este período gubernamental, se legisló el 87 % de las leyes a favor de los grupos económicos de poder, en acuerdo entre el partido de Gobierno Alianza PAIS y el partido CREO, de Lasso.

“Lo que implementaron fue un modelo que le dio muchísima más dependencia al Gobierno de la banca privada y de los acreedores privados, con una serie de reformas al régimen monetario, que entregó, poco a poco, más control a la banca privada. Ahora están queriendo dar el golpe final con la privatización del Banco Central del Ecuador”, apuntó Iturralde.

Estos señalamientos los realizó en el programa Los Periodistas, de Pichincha Comunicaciones, en el que participó también Cecilia Bossano, defensora de ciudadanos afectados por la banca, quien dijo que los clientes del sistema financiero se sienten en total indefensión, porque se ha gobernado a favor de la banca privada.

Denunció que, durante la pandemia, se realizaron cobros indebidos, como las comisiones y los gastos de cobranza, que para Bossano son un atraco, porque, según acusaciones en Twitter, se cobraban casi siete dólares por 22 centavos, mencionó.

Calificó a la banca de inmoral, por cobrar interés sobre interés, que hizo que la tasa se incremente.

“Lo que nosotros necesitamos es un alivio financiero hasta que la pandemia pase y poder refinanciar a largo plazo y con una tasa de interés menor”, como se ha hecho en el mundo entero, reclamó.

Aseguró que los bancos realizaban llamadas telefónicas a los clientes, con amenazas si no pagaban, violentando la Ley de Apoyo Humanitario, que estableció el concordato preventivo, con el fin de llegar a acuerdos amistosos, ante un juez.

Bossano considera que la situación actual con la banca es similar a lo que ocurrió en 1999, durante el Gobierno de Jamil Mahuad, que los clientes se quieren suicidar porque no tienen para comer, para pagar las deudas, lo que les provoca un estrés tremendo.